Saltar al contenido

Cámaras Espía; tu web de información para el espía de hoy

Bienvenido/a al mundo de las cámaras espía y de todos estos elementos de seguridad y vigilancia que tanto nos apasionan. No os vamos a engañar, somos unos fanáticos y apasionados de el cine de espías, artículos y gadgets y nos encanta probar y trastear con todos ellos.

Así que si eres como nosotros y sientes lo que nosotros sentimos, te invitamos a pasar un rato a nuestro lado para aprender y descubrir el maravilloso mundo del espionaje y los artículos más increíbles en esta web espía.  Así que anímate por que este mensaje se autodestruirá en 3…2…1…

¿Cuál es tu Cámara de Espía ideal?

Existen muchos modelos y tipos diferentes de cámaras que te ayudarán a tener en cuenta tu seguridad y protección de los tuyos. Aquí te ofrecemos una selección de todos aquellos gadgets y dispositivos que creemos que ayudaran a la hora de tener monitorizadas y vigiladas tus pertenencias

 

Qué son y para qué sirven las cámaras espía

Las cámaras espía son dispositivos de seguridad muy útiles y populares en determinados casos en los que se necesita garantizar una serie de medidas de seguridad, mediante una vigilancia eficaz las 24 horas del día. Tanto en el hogar como en cualquier tipo de negocio, una cámara espía es un dispositivo que ofrece imágenes en tiempo real y también grabaciones, como medida preventiva, para evitar robos, destrozos y otros actos violentos. Y si éstos se produjeran, las imágenes grabadas por estas cámaras espía constituyen una prueba clave para poder enjuiciar a quien sea responsable del ataque a nuestro hogar o negocio.

material espia

Existen también cámaras más sofisticadas de video vigilancia para grabar en espacios públicos para poder identificar a culpables de actos de vandalismo de diversa índole en lugares de uso público, o bien identificar a conductores negligentes que se saltan las normas de tráfico y pueden causar accidentes, en muchos casos, mortales.

Gracias a la existencia y a la utilización de cámaras espía se han podido aportar pruebas y resolver muchos casos que, por desgracia, vemos en los informativos, todos o casi todos los días: malos tratos en guarderías o en residencias de ancianos, violaciones, robos con violencia, identidad de determinados pederastas o narcotraficantes en reportajes de investigación con cámaras oculta,  y un largo etcétera.

El uso de cámaras espía es imprescindible para muchas personas, eso es innegable, y es que las cámaras espía son y han sido cruciales para investigar y resolver casos muy delicados, que de otra manera no hubieran podido llegar a buen término.

Qué tipos y modelos de cámaras espía podemos encontrar

camara spy

En la actualidad existen muchas y muy variadas cámaras espía en el mercado para vigilar oficinas, naves industriales, locales o domicilios particulares. La cuestión es elegir la más adecuada, según nuestras necesidades.

Para cualquier domicilio particular, los expertos recomiendan las mini cámaras WiFi espía con sensor de movimiento, para detectar sin la menor dificultad si se produce un robo en nuestro hogar. Hay cámaras de vigilancia inalámbrica, cámaras espía camufladas en forma de bolígrafos, gafas, llaveros, botones o despertadores, entre otros objetos. También pueden encontrarse, en cualquier tienda especializada en cámaras espía, localizadores GPS con micrófono, o bien cámaras espía con visión nocturna.

Los precios de estas cámaras no resultan muy elevados dadas sus prestaciones, y todo dependerá de nuestras necesidades, aunque es conveniente dejarse aconsejar por los expertos en cámaras de vigilancia, teniendo en cuenta que no podremos grabar ni vigilar en ciertos espacios que vulneren la intimidad de las personas (duchas, vestuarios, etc.) según recoge la Ley de Protección de Datos y la propia Constitución.

Hay por tanto una gran variedad de cámaras de espionaje en el mercado, a precios más que razonables, y con algo en común: la gran calidad de la imagen emitida y grabada sea cual sea el modelo de cámara, así como si son cámaras de espionaje pequeñas, el tamaño, en el mundo de las cámaras espía, si importa. Aunque también es, y mucho, importante si se trata de una cámara espía hd, USB, si la queremos para casa o para visionar por internet o desde el propio móvil. Las posibilidades son ilimitadas.

Así que si sabemos buscar podemos encontrar ofertas y cámaras espía baratas y con grandes prestaciones que nos ayudarán a mantener nuestra seguridad y elegir, con criterio, la mejor cámara espía según nuestras necesidades.

Algunas consideraciones previas a adquirir una cámara espía

Las cámaras espía suelen ser de tamaño pequeño y están diseñadas para pasar desapercibidas y que se puedan esconder en cualquier lugar. Lo primero que hay que tener en cuenta a la hora de adquirir una cámara espía es cuál va a ser el uso que hagamos de ella. Existen cámaras fijas para poder tener controlado un espacio determinado, en el caso de tiendas, ultramarinos y gasolineras, y muchas de ellas se sitúan para controlar la caja registradora de los comercios y así evitar hurtos y robos en nuestro local, así como cámaras escondidas para grabar distintos actos sin que los culpables se percaten de ello.

También hay cámaras domo, diseñadas para proporcionar una visión más amplia de los alrededores, por ejemplo, en un supermercado, o en una librería, se podrán observar y grabar las hileras de productos para detectar cualquier anomalía porque las domo graban un área más amplia.

También podemos escoger cámaras de grabación de vigilancia visual y con audio, pensadas fundamentalmente para garantizar la vigilancia y la seguridad en los domicilios particulares.

Es importante, a la hora de adquirir e instalar una cámara espía, saber dónde se va a colocar. Es necesario comprobar su posicionamiento y realizar un visionado previo de lo que se está grabando, para elegir el lugar más correcto y saber, en todo momento, qué es lo que está sucediendo. La colocación de la cámara secreta es muy útil y eficaz para vigilar determinadas cuestiones del hogar: si un bebé está en buenas manos, en cuyo caso es necesario que la canguro autorice la grabación, o si una mascota está sola y causando daños en el hogar.

Es esencial colocar la cámara espía en un lugar en el que la visión sea perfecta y que ningún objeto de la casa pueda interferir en una determinada grabación, así como la posibilidad de poder en todo momento acceder a las imágenes con el uso de una cámara espía online o, si lo preferimos, podemos almacenar las imágenes para un posterior visionado con las cámaras espía grabación 24 horas, como ves, las posibilidades son infinitas.

Por último, y antes de comprar una cámara espía para determinados usos, es necesario tener  claro el marco legal en el que se mueve la tenencia y utilización de las cámaras espía. Aunque el tema es muy amplio, aquí van algunas pistas y consideraciones generales y también específicas para determinados casos. Y esto es, a grandes rasgos, todo lo que deberíamos tener en cuenta a la hora de comprar cámara espía.

Normativa para comprar y usar cámara espía profesional o doméstica

En los tiempos que corren, la seguridad de nuestros hogares o negocios es vital. Todos conocemos por terceros, o bien hemos tenido la experiencia en primera persona, de sufrir un hurto, un robo con violencia, incluso experiencias peores. Por este motivo, las cámaras espía son uno de los mejores aliados de nuestra seguridad. Sin embargo, es necesario, antes que comprarla e instalarla, conocer cuál es el marco legal de las cámaras espía.

En líneas generales, y tal como establece la normativa legal española, hay unas normas de uso que establecen la proporcionalidad entre la finalidad que se persigue y el modo en el que se puede realizar una grabación con cámaras espía.

camara espia wifi camuflada

En primer lugar, es necesario informar si un determinado lugar está vigilado con cámaras espía y grabaciones, especialmente si se trata de un lugar público, aunque también es cierto que hay cámaras de seguridad que realizan grabaciones parciales en espacios públicos, de las que no se puede avisar, aunque sí es necesario, en todos y cada uno de los casos, respetar el derecho a la intimidad de los viandantes y poder compaginarlo con las labores de vigilancia más oportunas.

Por poner un ejemplo, es fundamental tener cámaras de vigilancia en las carreteras para evitar infracciones de tráfico, eso sí, sin violar el derecho a la intimidad de aquellos conductores que están circulando con normalidad. Se trata de un espacio público y, según nuestro ordenamiento jurídico, es posible grabar total o parcialmente, siempre que los fines que se persiguen sean beneficiosos para todos los ciudadanos. En cualquier caso, se ha de ser respetuoso con los derechos de las personas.

Respecto al ámbito privado (un negocio, cámara espía coche, viviendas particulares, una cámara infrarroja, un garaje, una urbanización, supermercado, una cámara espía para móvil, etc.),  es legal instalar mini cámaras espías inalámbricas, siempre y cuando no exista otro medio “menos invasivo”  para vigilar. Además, las imágenes que se graben no se conservarán más que el tiempo necesario  para recabar la información precisa y con el fin concreto para el que se grabaron imágenes. Tras haber cumplido los objetivos marcados, las imágenes se borrarán de forma inmediata, según la ley española.

En todo caso, la grabación de cámaras espías se admite en nuestro país siempre y cuando no haya medios menos invasivos para vigilar.

Esta normativa se aplica a todo tipo de cámaras espía: mini-cámaras, cámaras de video vigilancia de espacios públicos o privados, cámaras espía WiFi o cámaras ocultas, aunque en este último caso, y sobre todo en lo que se refiere a programas de investigación para obtener imágenes que de otra forma no se podrían obtener.

En cualquier caso, el uso de cámaras a nivel privado, tanto en la empresa como en un local destinado a un negocio, como en el hogar, obliga a cualquier usuario a inscribirse en un fichero de la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) además de estudiar con detenimiento la Ley General de Protección de Datos para saber cómo ejercer los derechos de vigilancia sin vulnerar la intimidad de las personas.

camara oculta comprar

En todo caso, el máximo órgano judicial en nuestro país, el Tribunal Supremo, establece tres requisitos fundamentales para instalar cualquier cámara de seguridad:

  • Idoneidad: cuando la medida es susceptible de conseguir el objetivo propuesto.
  • Necesidad: se aplica en el sentido de que no exista otra más moderada para obtener el fin perseguido con la misma.
  • Proporcionalidad: se derivan de ella más ventajas o beneficios que perjuicios sobre otros derechos o valores en conflicto, para ser una cuestión de equilibrio y ponderación.

Y por último, cualquier particular puede adquirir una cámara espía, siempre y cuando se den los siguientes supuestos universales: que la tenencia de una cámara espía no atente contra ningún derecho constitucional plenamente reconocido, cuando resulte evidente que es imposible demostrar un delito si no es grabando evidencias, y cuando el contenido sea absolutamente necesario para demostrar que se ha producido un delito.

El Gran Hermano de Orwell existe, es una realidad y, desde luego, no es ciencia ficción  desde hace mucho tiempo. Puede que quizás nos sintamos vigilados en algún momento de nuestras vidas, pero también es cierto que posiblemente podamos sentirnos más seguros y protegidos en muchos aspectos, algo que resulta esencial y deseable.

Summary
Review Date
Reviewed Item
Cámaras espía
Author Rating
51star1star1star1star1star